Ben Cherington

BOSTON -- Mientras gran parte de la organización de los Medias Rojas puede seguir festejando su campeonato de la Serie Mundial, los directivos no tienen ese lujo.

El gerente general de Boston, Ben Cherington, y sus asesores ya están trabajando en la construcción del equipo del 2014. El calendario del béisbol no deja otra alternativa.

Después de la Serie Mundial, varios peloteros ya eligieron convertirse en agente libre y eso incluyó a cuatro jugadores claves de los Patirrojos.

Jacoby Ellsbury, el veloz primer bate y jardinero central, es el agente libre de más impacto en los nuevos campeones.

El representante del guardabosque, Scott Boras, ha expresado varias veces que su cliente es un jugador de alto calibre. Aunque los Medias Rojas han tenido negociaciones productivas con Boras en el pasado, no existen muchas posibilidades de que el club llegue a un acuerdo con Ellsbury durante el período de negociación exclusiva.

"Los Medias Rojas del 2013 son un gran equipo. Eso no significa que el trabajo termina", señaló Cherington. "Hay cosas que debemos hacer para mejorar y la organización puede reforzarse. Pero ganamos el último juego de la postemporada, así que el 2013 fue un gran año".

Lo que Cherington tiene a su favor es un sistema de liga menor que podría ofrecer ayuda inmediata para el club del 2014. Xander Bogaerts demostró en la postemporada que está listo para quedarse con el equipo grande. Jackie Bradley Jr. podría tener la oportunidad en el bosque central, dependiendo de lo que suceda con Ellsbury.

"Tenemos muchachos que están subiendo", manifestó Cherington. "Hay varios muchachos que estarán aquí de nuevo el próximo año y serán piezas importantes. Pensamos que vamos por buen camino. Creemos que tenemos muchos puntos fuertes, pero también estamos conscientes de que debemos mejorar. Nunca puedes dejar de mejorar".

Aparte de Ellsbury, el receptor Jarrod Saltalamacchia, el torpedero Stephen Drew y el inicialista Mike Napoli son el resto de los agentes libres en los campeones. Los Medias Rojas tienen hasta la tarde del lunes para hacerles ofertas de US$14 millones.

Si reciben una oferta calificante, los jugadores tienen hasta la tarde del 11 de noviembre para aceptar la oferta. Pueden rechazarla en cualquier momento y firmar con otro conjunto.

Sin embargo, Boston aún podría llegar a acuerdos con cualquiera de sus agentes libres, así no reciban ofertas calificantes. Y si cualquier pelotero recibe una oferta calificante y la rechaza, los Medias Rojas todavía podrían pactar con el jugador.

Ahora está por verse si los Medias Rojas buscarían firmar otros agentes libres y dependería de cuántos de sus propios agentes libres renovarían.